Enfado del gobierno chino tras la entrevista de Nicolás Sarkozy con el Dalai Lama: El mito de los Lamas

Otro violento fin de semana en México donde los gobernadores de los 32 estados del país y miembros de los poderes Judicial y Legislativo presentaron los últimos avances en seguridad, en medio de la indignación popular por la ola de violencia. Los resultados fueron presentados en la capital del país durante la XXV Reunión del Consejo Nacional de Seguridad Pública.

La reducción de los secuestros en un 18% y los homicidios en un 6,9% fueron algunos de los datos oficiales que sobresalieron en la reunión.

Además, en este período, las autoridades lograron desarticular 53 bandas de secuestradores y liberar a 184 personas cautivas. Pese a estos avances, el presidente mexicano, Felipe Calderón, que clausuró la reunión, reconoció que falta mucho por hacer y dijo que su gobierno es consciente de “la desesperación de muchos mexicanos que han sido víctimas de la violencia en el país y que no encuentran respuestas” de las autoridades.

Un interesante indicativo económico: Nokia, el mayor fabricante mundial de móviles, advirtió de que el gasto en el sector de la telefonía móvil se está reduciendo en todo el mundo de forma acompasada, y que la ralentización económica contribuirá a que el próximo año las ventas caigan al menos un 5%. En un sector que prácticamente desde que nació ha crecido a marchas agigantadas, una contracción era de esperar y, de hecho, Nokia calcula que este año las ventas ya dejarán de crecer y serán similares a las de 2007.

Nicolás Sarkozy y el Dalai Lama
Nicolás Sarkozy y el Dalai Lama

A China no le gustó nada el encuentro que mantuvieron el pasado sábado el presidente francés, Nicolás Sarkozy, y el Dalai Lama. Según el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores, Liu Jianchao, “esta acción errónea constituye una grave interferencia” en los asuntos internos de China. La prensa local tachó la entrevista de “decisión imprudente”, “precipitada”, y que “no sólo hiere los sentimientos del pueblo chino, sino que mina las relaciones sino-francesas”. ¿Son los monjes tibetanos los buenos y los chinos los malos de la película?

En Brasil unas 75 personas fueron puestas bajo vigilancia especial aislada sanitaria. Estas personas tuvieron contacto con un enfermo sudafricano que murió de una extraña infección en Rio.  Las sospecha de un virus “arenavirus” hizo saltar las alarmas sanitarias en el continente americano.

Versión web del programa de la semana del 08 de Diciembre del 2008